martes, 15 de abril de 2008

Victoria de Berlusconi

Parece que vuelve la sensatez a Italia, después del experimento absurdo con la izquierda liderada por Prodi, el fracasado presidente de la Comisión Europea cuya labor al frente del gobierno italiano se parecía ya un fracaso rotundo sin haber empezado. Lo curioso es que mucha gente parece pensar que cuando va bien la economía se pueden permitir volver a experimentar con la izquierda, que en poco tiempo acaba con el bienestar y la buena marcha de la economía para que luego la derecha tenga que volver a sacar las castañas del fuego.
También llama la atención que ¡por fin! los comunistas y verdes (los verdes no son otra cosa que ciomunistas camuflados) se hunden, al igual que otros partidos de la izquierda extremista. Tampoco se ha hecho verdad lo que siempre desea la prensxa dominada por periodistas de la izquierda: Vaticinaban una diferencia de uno a tres puntos, ¡pero han sido nueve!
Vuelve Berlusconi, que ya supo conseguir en el pasado unificar las opciones políticas y acabar con el desastroso panorama político italiano marcado por la gran cantidad de partidos en la Cámara de los Diputados. Quién no recuerda aquellos tiempos en los que cada x meses caía el gobierno y de formaba otro o se convocaban elecciones.
La Liga Norte sí ha aumentado en votos, evidentemente porque la izquierda no sabe hacer otra cosa que llenar el país de inmigrantes y por no dedicarse a los problemas de los propios ciudadanos. Escándalos como él de la basura en Nápoles parecen hacer que la gente se piense si se puede seguir como hasta ahora.
Ojalá le vaya bien a Berlusconi y nos muestre a los españoles que la vía de la izquierda e suna vía muerta. Posiblemente, con Berlusconi el aislamiento de Z en la UE y la OTAN aumente aún más. Los políticos alucinados tienen sus días contados, ojalá pase eso también en España. Pero para eso necesitamos un político de la talla de Berlusconi al frente del PP, y no lo hay.

1 comentario:

Maldoror dijo...

Cierto..nada como un fascista, xenofobo y populista para hacer sentir a la rancia derecha española confortable. Lo bueno es que dandole coba a Berlusconi pierden toda autoridad moral para darle palo al payaso del Chavez. Asi me gusta carajo