miércoles, 17 de septiembre de 2008

El bautizo civil y otras perlas de la extrema izquierda

No sé si habrá que achacarlo al cambio climático y a los huracanes, pero la falta de sentido de la realidad y seriedad de la izquierda y extrema izquierda en este país deja a uno, cuanto menos, sin habla, pues cualquier persona con un mínimo de sentido común se queda estupefacta ante las declaraciones de políticos que dicen ser progresistas. El único progreso detectable en ellos es la progresión de su estado mental degenerativo.

Según se puede leer en el Diario de Cádiz, la petición que Izquierda Unida llevará al pleno del ayuntamiento de dicha capital andaluza en septiembre para que el ayuntamiento instaure la celebración de 'bautizos civiles' de niños a petición de sus familias provocó ayer la risa a la alcaldesa de Cádiz, Teófila Martínez, que tras manifestar que "cada uno lleva lo que puede" al pleno, bromeó sobre la propuesta: "El señor Sebastián Terrada puede hacer primero el bautizo en su casa si quiere, porque como es un bautizo civil...".

Acto seguido, la regidora abandonó el tono jocoso y aseguró a los periodistas no entender tal petición. "Creo que con todas las cosas que hay que proponer y que hacer con motivo de la crisis económica, y con lo que hay que trabajar para que no cierren más empresas y para mantener la inversión pública, qué queréis que os diga sobre ese tema. No me merece la pena", agregó.

En esos 'bautizos civiles', según dijo Terrada el martes, se leería parte de la Carta Europea de los Derechos Humanos y la Declaración Universal de Derechos del Menor. Algo que todo bebé biennacido entiende a la perfección. Es la aportación de la izquierda progre a la crisis económica. Al carecer de ideas útiles para superarla, se dedica a hacer propuestas de este tipo o a cambiar webs de color, a construir espacios Zen o a repartir bombillas llenas de mercurio.

Seguramente, el tarado del señor Terrada se inspira en los ritos civiles inventados en la Alemania comunista para reemplazar la confirmación protestante y que se celebraban más o menos a los quince años. Al menos, entonces los niños ya tenían un cierto uso de la razón y podían decidir "libremente" si querían o no someterse al rito, más que nada por los regalos y la fiesta, cosas escasas en países comunistas. En el caso de Izquierda Hundida se trata de una violación de la libertad de los recién nacidos, ya que no son ellos quienes deciden si quieren o no pasar por el trance colectivista del bautizo civil y firmar un contrato que no entienden aún. Es la libertad de la que hablé en mi comentario sobre Pablo Iglesias al definir al socialismo frente al liberalismo. Curioso cómo cada día sale algún bolchevique y confirma lo dicho.

Además, esta ocurrencia estrambótica del señor Tarado -perdón, Terrada- es una demostración más de la incongruencia de los sectores de la izquierda a la hora de defender instituciones que odian: bautizo, matrimonio... como es el caso de los matrimonios homosexuales, cuya celebración debe parecerse al máximo a una boda eclesiástica. Si no se cree en el bautismo, tampoco hace falta celebrarlo por lo civil, pues con la inscripción del nacimiento basta. Lo mismo vale para el matrimonio civil, las celebraciones tipo iglesia sobran.

Hablando de esta perla de la extrema izquierda, no está de más mencionar algunas más. Con motivo de su discursito sobre esa alianza que nadie sabe muy bien qué hace ni por quiénes está formada, "Zapatero ha querido destacar que la contribución de los jóvenes a la Alianza de Civilizaciones será clave, pues en muchas sociedades [la violencia terrorista] ha estado asociada a grupos extremistas y violentos, especialmente en entornos carentes de servicios públicos."

La lógica del señor Zapatero es realmente sorprendente: Entornos carentes de servicios públicos. Es decir, médicos, transporte público, colegios... (¿?) Mohamed Atta era un burgués adinerado, de una rica familia egipcia, al igual que el lugarteniente de Bin Laden, o el propio jeque saudí. Lo mismo se puede decir de todos los 19 integrantes de los atentados del 11S. Incluso la gran mayoría de los terroristas que se entrenaban en Afganistan y ahora lo hacen en Paquistán, son miembros de familias acomodadas en sus países de origen. ¿De que tipo de servicios carecían los musulmanes nacidos en Inglaterra que volaron una estación de metro y un autobús? ¿Y los pilotos del 11-S formados en Alemania y beneficiarios de ayudas del estado para poder estudiar en la universidad? Y si extrapolamos, ¿de que servicios públicos carecen los cachorros del terrorismo nacionalista vasco? ¡Qué tendrá que ver el terrorismo con la pobreza! O tal vez solo es una justificación del terrorismo por parte de Zapatero...

Y luego: ¿Qué podrán aportar los jóvenes a la Alianza inventada por Zapatero? ¿Acaso alguien que no sea político del más alto nivel tiene alguna influencia en esta alianza? ¿Acaso en la política? ¿De qué habla el señor Zapatero?

Otra muestra más del nievl intelectual de la izquierda progresista son las siguientes reflexiones de la Ministro Aído, miembra insigne del Equipo Z:
Así que el diálogo consiste en la rebelión o cómo lo veo. La izquierda siempre tan revolucionaria en todo, tan dada a la violencia. Pero esta capacidad de diálogo ya la ha demostrado Zapatero en la crisis ruso-georgiana, que recuerde no ha dicho ni mu al respecto ni mucho menos ha hecho valer sus altas relaciones entre civilizaciones tan aliadas entre ellas para evitar esa guerra e invasión de un país libre. Sólo hay que ver el apoyo sonado que da España a la pacificación en Georgia: ¡10 guardias civiles! ¿Ha habido algún conflicto internacional en el que Zapatero haya aportado alguna solución? Creo que sólo se reúne con los que crean los problemas, no con las víctimas de éstos.
Pero hay más: Bibí Aído, la ministra miembra de color malva, ha dicho:
Nadie sabe muy bien de donde saca zETA a esta gente, pero la descoordinación mental debe ser una característica común de todos los miembros del gobierno. Antes al menos se soltaban frases combinadas con cierta coherencia lógica, aunque los hechos distaran mucho de ser la puesta en práctica de la verborrea de los políticos. Pero eso de que está en manos de la gente joven alcanzar la igualdad social por el solo hecho de estar comprometidos, que alguien me lo explique.
Este es el gobierno que reparte las responsabilidades siempre entre terceros, pero decir que todo depende ahora de los jóvenes, que no pintan nada en la política de gobierno (lamentablemente), es muy fuerte y no soluciona nada ni ofrece ninguna solución. Sólo indica que ante la falta de ideas de este gobierno y de la izquierda progre en general lo que hace es pasar la pelota a los jóvenes. Si luego sale mal, pues ya no será culpa de esta izquierda desorientada y desequilibrada, sino de los jóvenes que no se han comprometido lo suficiente.
Post Data:
Por cierto, la ocurrencia de Terrada no es nueva, ya la comentó Antonio Burgos en 2005.

3 comentarios:

Miguel A. dijo...

Y exactamente por qué el Estado bautiza? Eso es competencia de la religión. Vaya laicismo más raro.

Un saludo

Monmar dijo...

El laicismo es una tapadera para instaurar el Islam.

El bautismo no es obligatorio, el que no quiera bautzarse que utilice otra palabra para poner el nombre a la criatura, pero que no utilicen una palabra [bautizo] que es un sacramento lo mismo que el matrimonio.

La iglesia tiene que imponer respeto y no admitir que estos personajes la vapuleen descaradamente. Se puede hacer lo mismo sin pisotear a los creyentes, pero para ello es necesario ser personas y no unos facinerosos desarmados.

Martha Colmenares dijo...

Que papel, mejor dicho papelón, hace Zapatero, bueno, ¿qué se puede esperar? Eso son los progres...
Saludos