jueves, 6 de enero de 2011

Aves, peces, moluscos y cangrejos muertos en todo el mundo - ¿Qué ocurre?

Después de la muerte repentina y masiva de cinco mil aves en Beebe (Arkansas), cien mil peces en el río Arkansas y quinientas aves en Baton Rouge, empezaron a caer aves muertas en Suecia y morir dos millones de peces en la Bahía de Chesapeake. La última noticia es que en Nueva Zelanda aparecen cientos de pargos muertos por la playa y en Kent (Inglaterra) decenas miles de cangrejos muertos, junto a anémonas de mar, buccinos y esponjas.


Un guardacostas de Kent especula que podría deberse a un cambio climático. Debido a que había aguas más calientes, y atraídos por las algas marinas subieron a aguas menos profundas. La llegada del frío podría haber causado hipotermia a los animales.

Dr. Mike, un lector de BlogPost, escribe que también se han encontrado peces muertos flotando en la frontera entre Haití y República Dominicana, en Sydney, Brasil y Gales.

Tras la muerte masiva de aves en Arkansas, los Servicios Medioambientales de EE.UU. acudieron deprisa preguntando a los vecinos sobre las posibles causas de este suceso. ¿Podría ser que el gobierno probara alguna arma secreta?

Varios miles de mirlos de alas rojas, pero también patos, cayeron del cielo alrededor de Beebe el viernes por la noche. Los trabajadores de los Servicios Medioambientales de EE.UU. acudieron en trajes protectores y con máscaras de gas para recoger las aves muertas.

Un área usado por las aves para pernoctar no se vio afectada. Los oficiales concluyen que las aves no pueden haber muerto por enfermedad ni por envenenamiento. Apuntaron como posibles causas -que más bien parecen sacadas de la manga- los fuegos artificiales, rayos o líneas de alta tensión.

Mapa actual de los lugares donde se han encontrado animales muertos


Un vecino de Beebe, Jeff Drennan, comentó el domimngo a la cadena local Fox16 News: "He estado en Iraq, y no he visto nada igual." “Andan por los alrededores con trajes protectores contra agentes químicos y con máscaras de gas y todo tipo de cosas.”


Las armas escalares electromagnéticas, que pueden manipular el medio ambiente, podrían ser la causa de estas muertes masivas. Se sabe desde hace una década  el Complejo Industrial Militar de EE.UU. estuvo participando conscientemente en las pruebas de tal tecnología.

En 1997, el ministro de defensa estadounidense William Cohen declaró que “Otros [terroristas] incluso están trabajando en un terrorismo de tipo ecológico para poder alterar el clima, provocar terremotos o erupciones de volcanes a distancia utilizando ondas electromagnéticas. Así que existen cantidad de mentes ingeniosas allí fuera que trabajan en la búsqueda de maneras para poder sembrar el terror entre las naciones. Es un peligro real, y por esta razón intensificamos nuestros esfuerzos [antiterroristas].”

Reiteradamente, el gobierno estadounidense ha sido descubierto in fraganti en pruebas de armas biológicas en los cielos americanos matando no sólo animales, sino también humanos. The history of US government biological testing incluye datos sobre la infección deliberada de americanos con sífilis, malaria y otros agentes bacteriológicos.

Desde los años de 1950 el gobierno estadounidense realizaba deliberadamente pruebas al aire libre dispersando sobre grandes ciudades como San Francisco y Nueva York Serratia marcescens y Bacillus glogigii. en 1955 la CIA también dispersó sobre la Bahía de Tampa (Florida) una bacteria procedente del arsenal de guerra biológica del ejército para probar la capacidad de infectar a la población humana con agentes biológicos.

En 1966 el ejército estadounidense dispersó la bacteria Bacillus subtilis variant nigeren el sistema del suburbano metropolitano de Nueva York. En 1977 se confirmó en una audiencia del Senado estadounidense que 239 áreas pobladas habían sido contaminadas con agentes biológicos entre 1949 y 1969, incluyendo San Francisco, Washington D.C., Key West, Ciudad de Panamá, Minneapolis y San Luis.

A la vista de la historia de los gobiernos de todo el mundo en materia de ocultación de pruebas a las que se sometierons sus habitantes, el número uno sospechoso en tales casos suele ser siempre el gobierno. Sólo hace pocos meses se conoció que a finales de los años de 1940  "los médicos de la salud pública estadounidense infectaron cerca de 700 guatemaltecos -internos de prisiones, enfermos mentales y soldados- con enfermedades venéreas.”

Efectivamente, la política propia de la Environmental Protection Agency (EPA) demuestra que el gobierno y los científicos de la industria son capaces de tratar a niños como coballas humanas en sus experimentos químicos para probar pesticidas en niños discapacitados mentales y huérfanos.

Puede que estos incidentes de animales muertos sean debidos a causas puramente naturales. Nadie en estos momentos lo sabe. Pero se tiene conocimiento de que el complejo industrial militar ha probado en el pasado sus armas, venenos y psicóticos en los contribuyentes estadounidenses. No sorprendería para nada que el gobierno federal pueda haber vuelto a las andadas.

Mapa de los lugares donde se encontraron masivamente animales muertos en estos días:


Fuentes:
Daily Mail Online (cangrejos muertos en Kent)
The Truth behind the Scenes (página de enlaces de interés sobre el tema)

No hay comentarios: